Reparto del botín

rosell-toxomendez

Según parece patronal y sindicatos están a punto de ponerse de acuerdo en ofrecer un marco de subidas salariales para los próximos años. Los sindicatos y con el fin de recuperar el poder adquisitivo perdido por los trabajadores durante la crisis proponen una subida salarial de 1,5%. ¿De qué crisis hablan? ¿A qué le llaman poder adquisitivo? ¿Hay algún trabajador en España que solo haya perdido por la crisis 1,5% de su salario? La verdades que los que yo conozco se mueven en pérdidas de entre un 30% y un 60% y, hasta cierto punto, felices por no haberlo perdido todo. La patronal y con el argumento real sin duda de “continuar con el proceso de moderación salarial en España para incrementar la competitividad”  proponen, y ya les cuesta, un incremento de un 0,6 en 2015 y un alocado 0,8% en 2016. Eso es lo que está encima de la mesa.

Es evidente que la competitividad se mejora trabajando gratis, pero es del todo cierto que cobrando mal se trabaja peor. Cuando uno quiere conducir un coche competitivo y para el es básica la velocidad no pone gasolina low cost, si hace falta, y le dejan, pone superextra o queroseno. La motivación en el trabajo es decisiva y si bien el hambre motiva, el sentirse corresponsable motiva mucho más. Lógicamente cuando una empresa va mal todos tienen que apechugar con el enfermo, pero ¿y cuándo va bien?

Siempre pensé que el cambio que iba a producir la crisis en el mundo empresarial seria romper con la idea de que los sueldos tenían que subir con el IPC e incluso con la productividad; para mí hay que ligarlos todos, desde el CEO hasta el botones, a la marcha de la empresa. Siendo copartícipes en el esfuerzo debemos serlo en los beneficios.

No entiendo nada.  ¿Nadie recuerda que las grandes batallas las han ganado soldados más motivados por el reparto del botín que por el miedo a la muerte? ¿Alguien me lo explica?

Un pensamiento en “Reparto del botín

  1. Ya ves, Francás que los empresarios sólo son felices cuando los sueldos les salen casi gratis. Es triste pero la corrupción empresarial sigue su costumbre como si el buen trabajador fuera igual que el malo. Para ellos todos son sustituibles …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *