Votos que valgan igual


You tube: https://www.youtube.com/channel/UCUGcEzxyMJwuOCBNnjwPDxg?view_as=subscriber twitter: @jmfrancas

Si el gran avance, no exento de riesgos, fue el secular un hombre un voto, tuvo que pasar mucho tiempo para llegar al ‘todo’ hombre, ya fuera hombre o mujer, un voto. Curiosamente pasados ya muchos años del hito democrático, la batalla ahora no es entre clases sociales, lo fue al principio, ni entre géneros, ya se superó, sino que ahora el avance debe ser que todos estos votos valgan igual y no dependan del lugar donde uno vota. ¿Se imaginan que el voto valiera distinto según el IRPF? Pues ahora aceptamos como normal que en las provincias con mayor población el voto valga menos frente a las provincias menos pobladas y que la concentración de partidos hace que, con los mismos o menos votos, tus réditos electorales sean superiores al partido que, aún teniendo más, los tienen dispersos.  Dicho de otra manera, en pleno siglo XXI los votos no valen igual según la provincia en la que votes y eso a todas luces es del todo injusto:  En Alava, por ejemplo, un escaño cuesta 20.000, mientras el de Vizcaya cuesta 90 mil votos y el de Madrid 110 mil; y si lo comparamos por partidos se da el hecho de que Ciudadanos, en las últimas generales, necesitó 97.000 votos para conseguir un diputado, frente a los 57.000 que precisaron el PNV y el PP; la razón que deja ver claramente dónde está el  problema es que al PNV le favorece su concentración del voto en tres provincias, mientras que al PP le prima su fuerte presencia en provincias con menor población. Detectada la injusticia, si se quiere si hay soluciones, pero al que ya le va bien lo que hay…

No entiendo nada. ¿Serán capaces los partidos de modificar la ley electoral buscando la máxima proporcionalidad entre votos y escaños? ¿Alguien me lo explica?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *