Apestado


rato-mano--644x362

Acabamos de descubrir que Rato, el del milagro económico, además de ser el personaje que encarna toda la maldad de las Cajas a pesar de haber llegado e Caja Madrid al final del desastre, representa también el paradigma de todo la corrupción político si bien lleva doce años retirado de ella.

¿Apestado? ¿Cabeza de turco? De todo un poco. No tengo claro, hasta ahora, cuáles han sido sus múltiples pecados; Conozco uno que sí es feo: regularizar sus dineros en una amnistía fiscal, lo cual supone no haber cumplido con esa Hacienda que somos todos. Al igual que otros 30.000, Rato nos escatimó los impuestos y si bien eso, por mor del gobierno, no debía pasarle factura de la justicia, si debía merecer el reproche de los ciudadanos al habernos ofendido. De lo demás, prefiero esperar a que el ruido de la batalla interna del PP y la batalla política y la mediática de paso al silencio en que solo oigamos a la justicia.

No entiendo nada. Ahora que Rato es un apestado, ¿lo es también la política económica de Aznar que superó una crisis con recetas totalmente contrarías a las de Rajoy? ¿La caída de Rato implica que bajar impuestos y liberalizar la economía también son políticas a desterrar de las actuaciones gubernativas? ¿Alguien me lo explica?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *