Condonar deuda

Es conocido que una campaña electoral aguza el ingenio, uno ya no sabe que decir para arañar votos, pero la realidad es que pocas veces las proclamas anzuelo electorales, no son más que ocurrencias. Supongo que es en este contexto, donde se sitúa la idea de Iceta de condonar la deuda, o al menos parte de ella, de 52.499 que Catalunya debe al Estado a través del Fondo de Liquidez Autonómica. El motivo de esta generosa propuesta, se mueve entre la injusta financiación y el notable esfuerzo realizado por algunas comunidades, en este caso la catalana. En mi cabeza, nada electoral por cierto, causa más bien desconcierto la propuesta. Tengo claro que la financiación autonómica no está bien resulta, y tengo también claro que debe relacionarse con el número de habitantes y, aunque menos, con la realidad geográfica de cada comunidad. También sé que sería bueno primar a la que más produce, atender a la solidaridad nacional y dar margen de maniobra para que,, cada gobierno se responsabilice frente al ciudadano de lo que gasta y que esto marque su política impositiva, pero ahí lo dejo.

Sea cual sea el motivo por el que Catalunya debe eso, y dado que hasta Iceta sabe que la caja de los dineros está tasada, a no ser que se suban impuestos, si se condona deuda a Catalunya por su ‘esfuerzo’ lo tendrán que pagar los ciudadanos de aquellas que han hecho el mismo o mayor esfuerzo que ellos. ¿Tiene sentido eso?

No entiendo nada. ¿Hasta cuándo durará esta visión de muchos políticos de que los dineros nacen crecen y se reproducen solos? ¿Alguien me lo explica?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *