Digerir cuesta


20090903103137_cospedal

Si bien el PSOE, a pocos minutos de conocerse el resultado electoral, sintió y reconoció la herida, la digestión en el PP está siendo más lenta. Hemos pasado del ‘hemos ganado’ al ‘el otro ha perdido’, al ‘tomamos nota’, para finalmente estar en el ‘hay que hacer algo’, en cuatro días. Si bien todos declaran que el resultado no es extrapolable a unas elecciones generales, ni a unas autonómicas, ni a unas municipales, todos han hecho el cálculo y están que no se tienen. Todo o casi todo su poder, peligra.

En privado la mayoría y en público pocos más que Ignacio González, presidente de la Comunidad de Madrid, coinciden en que la considerable “pérdida de votos debe llevarles a una profunda reflexión” y que todo pasa por volver a ”sintonizar con sus votantes”; sabias reflexiones sin duda. Sí es verdad que muchos añaden que el PP tiene un problema de comunicación que, la verdad, a mí me suena más a excusa. Cuando haces lo contrario de aquello por lo que te habían votado, casi mejor que no comuniques nada, calla y vete.

No entiendo nada, ¿Cómo pudo la secretaria general, después del varapalo en las elecciones, solo hablar de victoria y huir de las preguntas? ¿Alguien en el PP con la cantidad de encuestas y avisos que tenían del tozolón electoral, esperaba que sus contradicciones de gobierno en lo económico y su olvido de los compromisos electorales en lo social, se olvidarían el día de las elecciones? ¿Creen en serio que su problema es de comunicación? ¿Son conscientes de que se les votó para normalizar un país que su antecesor dejó patas arriba? ¿Piensan sinceramente que sus votantes aceptan que, sin reformar el Estado, la crisis la pague el ciudadano de a pie de su bolsillo? ¿Alguien me lo explica?


3 pensamientos en “Digerir cuesta

  1. Es que nadie les cree. Reflexionar, ¿el que?, van a dejar pasar el tiempo (que todo lo cura, dice el refrán) y cuando pase la tormenta, harán el “paripé” fastidiando a los de siempre, ellos continuarán en la poltrona y los demás a verlas venir. Habrá quien aplauda las “medidas” de cara a la galeria que vayan a tomar. Puestos a tomar…en serio: ¿Se han planteado una reforma de instituciones que no valen para lo que estaban originalmente diseñadas, vease el Senado?. Cuando les tocan el bolsillo y las “poltronas” es cuando actúan (?).

  2. Tiene poca explicación, la verdad, salvo la incuria de los susodichos. Lo malo es que las patadas, acabarán dándolas en nuestros traseros.

  3. Hasta que el gobierno no agarre el toro por los cuernos y reforme la administraciôn de arriba abajo: Senado,diputaciones, funcionariado y comiencen a entrar en la càrcel los corruptos, NO HAY NADA QUE HACER. EL PUEBLO A PASAR HAMBRE…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *