Elena Salamanca: ‘Responsabilidad individual, para el bien colectivo’


Conversación tranquila de @jmfrancas con Dra Elena Salamanca (@ElenaSalamancaR), facultativo del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Virgen Macarena de Sevilla (Médico Especialista en Medicina Interna y en Microbiología).

Tuitter:@jmfrancas Webhttp://sinpostureo.com bloghttp://www.noentiendonada.es, YouTubehttps://www.youtube.com/channel/UCUGcEzxyMJwuOCBNnjwPDxg?view_as=subscriber

JMF: ¿Como está el virus? ¿Le ves desatado?

ES: El virus ya está de nuevo por todas partes. Ya no se trata de pequeños brotes potencialmente controlables, sino diseminación comunitaria de nuevo. Si bien estamos viendo más familias completas afectas. Algo que en la primera ola, al menos aquí en Sevilla no ocurrió con tanta frecuencia. Creo que el virus es exactamente igual de malo. Es cierto que ahora se están diagnosticando mediante PCR muchísimos casos leves que en la primera ola simplemente se consideraban “caso” ante la sospecha clínica y se quedaban en casa pasando la enfermedad, pero en el hospital los pacientes ingresados son como los de marzo y abril, personas de mediana edad, en situación de insuficiencia respiratoria grave y algunos requiriendo de UCI. Desgraciadamente con algún fallecimiento en personas jóvenes sin patologías de base en esta segunda ola.

JMF: Pero es un virus menos malo no? Mucho infectado y poco enfermo…

ES: No, creo que el virus está igual. Pero en conjunto hay muchos más casos leves, ahora diagnosticados, que antes.

JMF: Me dicen que la mortalidad de la primera ola era sobre un 2% y ahora está en un 0,5%, muy inferior. ¿Hay un porqué para eso?

ES: Pues creo que, por un lado en el cálculo de esa cifra el denominador (al haber un total de diagnosticados mayor, sobre todo a costa de casos leves, el % es menor), pero por otro lado la experiencia también nos ha hecho aprender en el manejo de estos pacientes. Ahora nos adelantamos un poco a ciertas complicaciones. Quizás habría que mirar el % de fallecimientos con respecto a pacientes ingresados, más que con respecto al total de diagnósticos. Eso permitiría comparar mejor la cifra con la de la primera ola.

JMF: ¿Cuál es el tratamiento más eficaz?

ES: Soporte respiratorio con oxigenoterapia bien a bajo flujo o bien a alto flujo. O incluso con técnicas de ventilación mecánica ya sea no invasiva como invasiva (intubación y conexión a respirador) así como resto de medidas de soporte a otros órganos que puedan fallar como puede ser a veces el sistema ECMO en los pacientes más críticos que es una técnica que oxigena la sangre fuera del cuerpo y la devuelve oxigenada, haciendo la función del pulmón de forma artificial. Esto requiere de la asistencia de los cirujanos cardiovasculares y se está usando para ésta y otras patologías en las UCIs. En cuanto a fármacos hay bastantes publicaciones ya de resultados de fármacos que se creían útiles en base a efecto In vitro, que en en Ensayos Clínicos en humanos no han demostrado beneficio e incluso podrían aumentan el riesgo de complicaciones por interacción con otros medicamentos… que hemos dejado de usar en base a dichas publicaciones científicas. Actualmente hay en marcha más Ensayos Clínicos con antivirales como el Remdesivir; con plasma de paciente convalecientes, con células mesenquimales… en los que ofrecemos a los pacientes su participación. Y con esperanza de que arrojen buenos resultados cuando se realicen los análisis. También el uso de corticoides han demostrado beneficio pero cuando el paciente cumple una serie de requisitos en cuanto a días de evolución de su enfermedad, necesidad de oxígeno… Después siempre hay medicación de soporte como broncodilatadores, profilaxis de trombosis, profilaxis de ulcera gástrica…

JMF: Sigue siendo entonces una enfermedad compleja y en muchos casos muy grave…

ES: Sí. Sin duda. Los pacientes se presentan en el hospital con hipoxemia severa. Es curioso que algunos no notan esa falta de oxígeno porque son jóvenes y están compensando bien pero acaban agotándose y es por eso que algunos llegan muy tarde al hospital. Y otros empeoran con una rapidez asombrosa sin que a veces de tiempo a hacer nada. A veces el daño pulmonar es tal, que no consigues volver a desconectarlo de los respiradores y acaban haciendo complicaciones de la ventilación mecánica o del propio ingreso prolongado en UCI.

JMF: Ahora se habla mucho e ‘asintomáticos’. ¿Qué son?

ES: Sí. Al estar haciendo de forma generalizada estudio de contactos a partir de cada caso diagnosticado, nos encontramos contactos a los que les hacen PCR y dan positivo, sin tener ningún síntoma. Yo no considero que sean pacientes en este caso. Alguno más tarde si puede presentarlos, otros simplemente resuelven la infección por si mismos, como muchísimas otras infecciones a las que nuestro sistema inmune se enfrenta cada día. Para eso está. Esa estrategia de búsqueda activa de contactos positivos asintomáticos tenía sentido cuando era factible contener los brotes ahora, en mi opinión, sería más rentable que todo contacto estrecho de un caso confirmado guardara cuarentena estricta, y en caso de aparición de síntomas entonces solicitara asistencia médica. De lo contrario creo que se está haciendo un gasto excesivo de recursos (reactivos en las técnicas del laboratorio sobre todo) que puede que lleguen a escasear de nuevo.

JMF: Esos asintomáticos, ¿pueden contagiar?

ES: Sí. Aunque generalmente es más fácil contagiar cuando tienes síntomas respiratorios (la tos favorece la expulsión y dispersión de las partículas de saliva con virus…), se ha visto que casos asintomáticos también han producido contagios. Por eso creo que todo contacto estrecho de un caso confirmado debe guardar una cuarentena estricta de 14 días (es lo que dice el protocolo actual con algunas peculiaridades), que es el tiempo por encima del cual aunque te hubieras contagiado y hubieras permanecido asintomático, ya no contagiarías.

JMF: También se habla mucho de ‘negacionistas’. ¿Qué niegan?

ES: Pues más allá de lo que se comenta en redes sociales y medios de comunicación, no he profundizado mucho en este tema. Hemos pasado y estamos volviendo a pasar tan malos momentos, días, semanas… en el hospital que me causa un malestar enorme escuchar a personas decir que es todo una invención…, hemos visto a hermanos morir, padres e hijos morir, gente muy joven…, esta pandemia es algo muy muy doloroso que nos ha tocado vivir y a algunos muy desde dentro…, estoy segura que nos va a marcar para siempre… y que haya gente que se lo tome a broma…. Prefiero no hablar de eso, no puedo.

JMF: ¿Qué medios de prevención consideras clave?

ES: El uso de mascarilla es una medida de prevención de una eficacia altísima. No estar en sitios cerrados ahora mismo sin ella es primordial. El lavado de manos sobre todo tras haber tocado superficies dónde han podido caer gotitas de otras personas (es decir prácticamente todo) también es necesario, aunque la propia mascarilla hace que no te lleves las manos a la boca/nariz. Y para disminuir el riesgo ahora mismo yo evitaría cualquier tipo de reunión de personas en sitio cerrado sin mascarilla (celebraciones), independientemente del número de personas. Y al aire libre grupos reducidos y fundamental, aunque parezca una obviedad, si estás con síntomas, quédate en tu habitación. Aunque no lo creas hay mucha gente que reconoce haber ido con síntomas a alguna celebración donde luego ha habido más casos. Responsabilidad individual, para el bien colectivo.

JMF: ¿Qué pasa en España que en transmisión somos un desastre?

ES: Nuestra forma de vida es muy de reuniones grandes de familias y amigos, comiendo y bebiendo cerca unos de otros … y este verano muchísima gente no ha querido privarse de ello, bien por desconocimiento de la situación real, bien por no querer renunciar a ello, bien por no considerarse en riesgo… Por eso en poco tiempo se han vuelto a multiplicar los casos.

JMF: Entonces somos un desastre pero, ¿estamos bien dirigidos?

ES: Considero que esto es difícil de dirigir le toque a quien le toque. Pero creo que se podría haber hecho todo mucho mejor. Durante los dos últimos meses no ha habido ningún “director”… se ha dejado hacer… y así nos ha ido. En general me parece que en España o se dan órdenes claras o un porcentaje alto de la población no asume su responsabilidad individual y al final repercute sobre toda la población. No, no creo que estemos bien dirigidos, creo que es necesaria mucha más información y mucha más vigilancia en el cumplimiento de las normas.

JMF: ¿Irresponsables mal dirigidos? ¿Irresponsables mal informados? ¿O ambas?

ES: Ambas.

JMF: Mil gracias Elena, ánimo que te hará falta. Un beso.

ES: De nada. Sí. Un beso.


2 comentarios en “Elena Salamanca: ‘Responsabilidad individual, para el bien colectivo’

  1. Me va Ud., a perdonar pero soy uno de esos mal informados con que utilizan datos de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiologica y que utiliza los datos matemáticos como lo que son verdades inalterables.
    Con esos datos sacados de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiologica, demuestro lo primero que Ud., no dice la verdad cuando habla de un 2% de fallecidos, el porcentaje a 21 de Junio de 2020 era del 11,5% cuadruplicando la media mundial a 24/08/2020 por lo que hay que admitir que algo no se hizo bien.
    En el informe de la RNVE del análisis de los casos de Covid-19 en personal sanitario hasta el 10/05/2020 con 72.000 infectados, da un indice de mortalidad del 0,1% frente al 11,5% general, el porcentaje que corresponde al personal sanitario con respecto al total, no lo indico para no sonrojarme y perdóneme por no levantarme y aplaudir .
    En el informe de la RNVE Nº 38 que va del 10/05/2020 al 06/08/2020 figura que el indice de mortalidad es del 0,4%, tres veces inferior a la gripe del 2019. Llevamos ya cuatro meses con estos datos.
    No voy a juzgarla, dejare que sea al sociedad lo haga, cuando el humo del incendio que han provocado se disipe y se tenga perspectiva de la totalidad de daños que la bota sanitaria ha causados se vea

  2. Pascual los datos de mortalidad los aporto yo, no la doctora Elena, y estan sacados de la información del Instituto Carlos III con la estimación de infectados distinta a la que se ha ido dando oficialmente para poder comparar la primera ola, sin casi test y la segunda. Lo único que pretendo es visualizar que la mortalidad actual nada tiene que ver con la de los primeros meses es muchísimo menor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *