Política si, justicia también


manifaespana_170493744_21055995_1706x960

Acabamos de presenciar el enésimo acto de desobediencia pública del entorno independentista catalán. Este domingo, en Barcelona, en la Avenida Reina María Cristina, la Asamblea Nacional Catalana organizó otro acto de masas que llegó hasta plaza España, para arropar aquellos dirigentes políticos catalanes que están en procesos judiciales. Bajo el lema “Por la democracia, defendamos nuestras instituciones”, la multitud gritaba “Fuera, fuera, fuera la justicia española” en un territorio de España.

Paradojas de algunos especímenes de la política catalana. Para ellos, la democracia, no es lo que es para los demás; la justicia, no es lo que es para los demás; las instituciones, no son lo que son para los demás. La democracia, la justicia y las instituciones solo son ellos, de ellos y solo para ellos. No entienden, o lo que es peor no quieren entender, que la democracia se basa en la ley y que sin ley no hay democracia. Es difícil pontificar de nada cuando uno se considera, en un país democrático, por encima de la Ley.

Hoy por hoy, parece que el único recurso que usa el Estado, frente a estos desafíos, es la Ley y eso nunca está demás, pero con la ley y sus velocidades, lentitud absoluta, no basta. Mientras el íter jurídico avanza despacio, ellos corren mucho más, y la sensación de impunidad y de que en frente no hay nada, es absolutamente letal. Si en una mesa nueva aparece un garabato y no se hace nada más que iniciar un proceso de papeleo, cuando se pretenda actuar no queda superficie de la mesa sin manchar y, entonces, ¿a quien se culpa?

No entiendo nada. La ley no sobra, pero no basta; la política tambien es necesaria pero, ¿es posible una actuación política frente al separatismo si el PP y el PSOE no van al unísono? ¿Alguien me lo explica?


2 pensamientos en “Política si, justicia también

  1. Lo primero es el respeto a las Leyes si no hay ese respeto -nada que hacer- ahora bien la Ley tiene sus mecanismos de la mano de los Jueces, a quienes no las cumplan (como a todos los que la vulneran) hay cuatro paredes con rejas esperándoles, todo está en que se les de a los Jueces las herramientas necesarias para actuar con rapidez.

  2. Yo creo que toda la ley y los profetas se resumen en el amor al prójimo. Veo que hay un nuevo enunciado: no dejar que los catalanes hagan un referéndum. Es interesante.
    Está claro que nadie debe estar por encima de la ley, pero también está claro que la ley debe ser un instrumento racional para promover la felicidad de los pueblos. La ley en abstracto está por encima de todo, pero las leyes concretas son instrumentos que cambian, evolucionan o desaparecen según sea conveniente para el bien común. Aquí está el quid de la cuestión. Unos están utilizando su propia versión de una ley contingente (cambiable, no es una ley eterna) para impedir la expresión de la voluntad popular. Usan la ley como un instrumento para golpear y derrotar a los que tienen otra visión perfectamente razonable y razonada. Ese uso de la ley no es cristiano, pero además ni siquiera es sensato, porque solo producirá más división entre vencedores y vencidos.
    ¿Para qué quieres que PP y PSOE vayan al unísono? Sospecho que se trata de poner en marcha una apisonadora legal, que no legítima, para machacar la oposición. ¿Nadie se da cuenta de que metiendo alguno de los separatistas en la carcel sin que haya delitos violentos es justamente lo que estan necesitando para inflamar todo? Me temo que eso no es política, que eso es abuso y que por ese camino la independencia será inevitable algún día, no sé cuándo, pero segued asi que lo lograreis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *