Sálvese quién pueda

jubilados

Sabido es que las pensiones en España son más que exiguas. Poco más de seiscientos euros de media en los autónomos y sobre mil cien para los asalariados indican que aún estamos lejos de la normalidad europea. Nos han asimilado en impuestos pero en salarios y en pensiones nada de nada. A pesar de la débil cuantía de nuestras pensiones, ni siquiera esta nimiedad está asegurada, más bien peligra o, mejor dicho, con el tiempo irá menguando.

Ayer, Luis Linde, Gobernador del Banco de España, hablando en el Congreso sobre la sostenibilidad del sistema de pensiones, afirmó que vamos hacia “una reducción inexorable de las pensiones a largo plazo, salvo que se combine con ahorro privado” lo que en román paladino equivaldría a sálvese quién pueda. Con el índice de natalidad que tenemos y con el nivel medio de salarios en que nos hemos quedado, no es fácil complementar la decreciente pensión que tendremos con el ahorro privado, máxime cuando los planes de pensiones fiscalmente llevan tiempo castigados.

No entiendo nada. Dada lo injusto que es que un Estado deje a sus jubilados tirados, amén de políticas de familia que fomenten la natalidad, ¿por qué no se les ocurre primar fiscalmente en serio planes de jubilación o de ahorro? ¿Alguien me lo explica?

2 pensamientos en “Sálvese quién pueda

  1. Lo malo será que entren los que no queremos a gobernar y pongan por Ley en la que no es compatible cobrar dos pensiones, o una u otra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *