Si hay dinero


You tube: https://www.youtube.com/channel/UCUGcEzxyMJwuOCBNnjwPDxg?view_as=subscriber twitter: @jmfrancas

Es sabido que la crisis dejo las arcas españolas más secas que la mojama, y es conocido que las recetas para salir de ella tenían dos posibles caminos: recortes y/o reformas. Recortes, era bajar gastos a las bravas; reformas, era analizar como mejorar la eficiencia con menos Estado. Si algo caracteriza la clase política es el cortoplacismo y así la gran receta fue subir impuestos a lo bestia, crear tasas a mansalva para ingresar y cortar sin más criterio que rebajar gastos un porcentaje de las partidas que mas costaban. ¿Reformas? Anda ya… Eso exige trabajo, pensar y probablemente mandar a casa a esos 400.000 enchufetas, cuyo curriculum es la obediencia ciega a un partido, que siguen pululando por los entornos de nuestra administración. Es más fácil quitar la paga extra a los funcionarios que mandar a los primos y cuñados de los líderes al paro. Es más fácil congelar pensiones que cargarse los momios que suponen tantas televisiones autonómicas que solo sirven para hacer propaganda a los que manda.

Si hay dinero para subir las pensiones, si hay dinero para que nuestras fuerzas de seguridad cobren sueldo dignos… Subir las pensiones de acuerdo al IPC cuesta aproximadamente 1.200 millones de euros anuales.  Tan solo en concepto de ‘ajuste de liquidación de impuestos’ el pacto con el PNV del año pasado para aprobar presupuestos, costó al estado central 1400 millones de euros; si tan preocupado hubiera estado el PSOE con los pensionistas, podía haber facilitado aprobar presupuestos y este dinero hubiera cubierto el tan anhelado aumento de las pensiones al IPC. Imagínense que PP y PSOE se ponen de acuerdo en hacer reformas: Quitar duplicidades (35.000 millones de euros), cerrar empresas públicas inoperantes (10.000 millones de euros), fusionar ayuntamientos (7.000 millones de euros), cerrar televisiones públicas (1.870 millones de euros)… y eso sin cortar por lo sano el modelo autonómico…

No entiendo nada. Hay dinero a punta pala. ¿No será que lo que no hay es vergüenza, voluntad política, para limpiar el estado de tanto parásito? ¿Alguien me lo explica?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *