Todo sigue igual

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

Hoy toca analizar los resultados de las elecciones autonómicas catalanas y no me desdigo de nada de lo que he escrito. Guste o no ahora hay que hacer gobierno y esto costará. Los números no salen y, ojo al parche, lo más probable es un gobierno de izquierdas muy izquierdas, un tripartido en peor, liderado por Junqueras y con su gente, la CUP y Podemos.

Mi análisis es que poco ha cambiado. El separatismo no es mayoría, como no lo era antes. El Estado casi no existe en Catalunya, como no existía hace ya años. El PP y el PSOE son residuales en esta autonomía, porque se lo han buscado. Probablemente la única novedad, nada anecdótica por otra parte, es que la sociedad civil esta reaccionando. Son muchos los catalanes que han querido ser protagonistas del momento histórico y que hasta ahora callaban.

No entiendo nada. Los ciudadanos de Catalunya no separatistas han votado casi en masa. ¿Encontrarán ahora quien les lidere proponiendo un horizonte ilusionante en la unidad de España? ¿Alguien me lo explica?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *