Autónomos, un bien a preservar


Poco después de aprobarse la Reforma Laboral propuesta por Rajoy, fueron varios los expertos laboralistas que entendían que se estaba propiciando cierta resurrección de los autónomos. La reforma laboral sin duda sirvió para que las empresas soltaran lastre y por tanto pudieran volver a levantar cabeza en vez de cerrar sin más a cal y canto. Esta carga fundamentalmente eran gastos de personal y, de hecho, se facilitaron tanto los despidos, como los acuerdos de sueldos a la baja. De alguna manera se flexibilizaba el mercado laboral español, bien rígido hasta entonces, y eso era una de las pocas medidas estructurales del gobierno del PP postzapatero. Son muchos los que opinan que cuanto más flexible y simple sea el mercado laboral, más crece la economía. Ocurre algo parecido con los impuestos, cuanto más simple sea el modelo impositivo y menos se estruje al contribuyente, sea persona o empresa, más se recauda.

Más tarde vino la medida estrella de ayuda a los autónomos, la llamada ‘tarifa plana de cotización’ y de hecho casi toda la política de apoyo a este colectivo se ha basado en ampliar, en el tiempo y en las condiciones, la aplicación de esta tarifa. La tarifa no es mala cosa, pero no basta. La gran preocupación del autónomo es cuando vienen mal dadas y esto no está nada resuelto. Su cotización no es en absoluto proporcional a sus ingresos y, si cotiza lo mínimo por lo que pueda pasar después, su jubilación es de risa.

No entiendo nada. Da la sensación de que toda medida sobre autónomos rezuma un recelo identificando este régimen con solo querer contribuir menos a la caja común. ¿Por qué no acepta el Estado que el autónomo lo es porque no encuentra trabajo y porque este régimen es el que permite mayor independencia de las contingencias del entorno, y legisla para ayudarle a sobrevivir? ¿Alguien me lo explica?


2 pensamientos en “Autónomos, un bien a preservar

  1. Los principales cuadros del PP están constituidos por personas que han opositado para ser funcionarios públicos. Son registradores de la propiedad, abogados del estado, inspectores de hacienda, técnicos de comercio, etc. No entiendo que alguien pueda creer que gente con esa formación y esas inclinaciones desde jovencitos tengan la menor intención, interés, motivación o conocimiento para fomentar una sana economía basada en emprendedores. Todos esos cuadros del PP son una banda de chupópteros acostumbrados a la mamandurria y enriquecerse ellos y sus amigotes a base de corromper los mecanismos del estado. No saben otra cosa y no entienden otra cosa. Y luego hablan de emprendedores, dan risa. Lo que quieren decir es autónomos explotados y mal pagados. No os vengan con cuentos. Entre tantos ellos a lo seguro, a vivir del estado. Ellos no quieren flexibilidad para sí mismos. Ellos a por lo seguro. Una plaza de funcionario bien pagada por el estado. Son corruptos y ni siquiera tienen vergüenza.
    ¿Por qué habrían de tenerla si les váis a votar igual a ellos o a sus socios de C’s?

  2. Ademas muchos funcionarios han obtenido la plaza por familiares. Amigotes. Favores …..
    El padre de Rajoy era notario. Y el hijo y la hija obtuvieron la plaza de registrador a la primera..Mariano en los jesuitas de leon sacaba unas notas muy mediocres en todo el bachillerato. Luego ????

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *