Joaquín Echeverría Alonso: ’La muerte de Ignacio no fue en vano’


Conversación tranquila de @jmfrancas con Joaquín Echeverría Alonso, Doctor Ingeniero de Minas, me dice que lo más destacado de él es que “soy el padre de Ignacio Echeverria Miralles de Imperial”, y me dice que “en otro caso no estaríamos haciendo esta entrevista seguramente”.

Tuitter:@jmfrancas Webhttp://sinpostureo.com bloghttp://www.noentiendonada.es,    YouTubehttps://www.youtube.com/channel/UCUGcEzxyMJwuOCBNnjwPDxg?view_as=subscriber Canal de Telegramhttps://t.me/joinchat/AAAAAE9v5rySdN0b09ak1Q

JMF: ¿Por qué es conocido tu hijo?

JE: Ignacio pasó a ser una persona conocida en el ámbito público porque presenciando un ataque terrorista, en vez de huir y esconderse, corrió a neutralizar a los terroristas y a socorrer a las personas que estaban siendo apuñaladas.

JMF: ¿Acción que le costó la vida verdad?

JE: Sí, Ignacio fue apuñalado en ese ataque terrorista y se desangró, no fueron capaces de cortarle la hemorragia y murió.

JMF: ¿Tú y su madre moristeis un poco también?

JE: No, Ignacio murió, nosotros sentimos su ausencia, no podemos hablar con él. Pero nosotros sabemos que Ignacio era libre de actuar y estamos satisfechos de cómo reaccionó, estamos de acuerdo con él y por tanto aunque notemos su ausencia su recuerdo nos emociona en ocasiones. Y pensamos que si su muerte es útil puede ser algo bueno.

JMF: ¿Lo habíais educado para actuar así?

JE: Yo siempre quise que mis hijos fueran buenos, quisimos que tuvieran buena conducta, que se respetaran a sí mismos y fueron decentes con los demás. Pero nunca pensamos que pudiera llegar este caso, pero él, en la vida, afrontó muchas situaciones y estábamos contentos de cómo las afrontaba.

JMF: ¿Qué sabéis del que lo asesinó?

JE: En realidad no sabemos cuál de los tres, yo al menos no sé cuál de los tres fue su asesino, pero entendemos que eran personas que habían estado en la guerra en Siria y que tenían trabajos públicos en Inglaterra.

JMF: ¿Qué sientes por ellos?

JE: Me parece que son unas víctimas de la guerra de propaganda que establecen los poderes islámicos que se quieren hacer con el máximo poder posible y someternos a su yugo. Por ellos en concreto un cierto desprecio. Me parece que es mejor que estén muertos, para que los que sufran la tentación de repetir la hazaña sepan lo que los espera.

JMF: Qué se ha hecho de ellos…

JE: El cuerpo de policía armada británico cuando recibió el aviso se presentó en la zona y les disparó.

JMF: Me has dicho, hablando de Ignacio, que: «si su muerte es útil puede ser algo bueno». ¿En qué ha sido útil?

JE: Creo que hay muchas personas que se han parado a pensar en lo que hizo Ignacio y en cómo era, muchos creen que hizo lo correcto y que era un hombre bueno y creo que puede ser un buen ejemplo y que está siendo útil para muchos. Útil para reflexionar y hacerse mejores ellos mismos.

JMF: ¿Os habéis hecho mejores después?

JE: En mi caso concreto su muerte fortaleció mi fe y el pensar en él me ha dado bastante paz. Creo que ahora soy mejor persona.

JMF: Sin fe, ¿sería fácil el odiar?

JE: No soy capaz de hacer conjeturas de lo que podría ser si las circunstancias fueran otras. Mi fe no era gran cosa y sin embargo en ningún momento sentí odio por esas personas en concreto. Pero si tengo la firme convicción y ya tenía que los movimientos terroristas de cualquier signo son absolutamente odiosos y deben ser combatidos con todos los medios disponibles.

JMF: ¿Piensas que Europa, o más en concreto España, los combate así?

JE: En mi opinión hay actuaciones equivocadas en ocasiones. Creo saber que en ocasiones se compró la paz dándoles dinero, me refiero a la época en que fue director general de la Guardia Civil Roldán. En este momento se les están dando privilegios inadmisibles con fines personales de personas del gobierno actual. A los combatientes islamistas de Siria se los recibió sin hacer una discriminación adecuada. No me considero una autoridad en este tema, pero admiro profundamente a Margaret Thatcher cuando le piden explicaciones de cómo las fuerzas británicas matan a terroristas del IRA en Gibraltar y ella corta con la situación diciendo que fueron órdenes de ella. La legislación española con la prescripción de los crímenes y la derogación de la doctrina Parot en el mejor de los casos es vergonzosa.

JMF: ¿A qué piensas que se debe esa ‘inocencia’ o esa ‘imprudencia’ en nada estilo Thatcher?

JE: A mi me parece que se debe a la irresponsabilidad y a la visión cortoplacista de todo gobierno, cuando se quiere salir del paso se cubre con un velo el problema, pero el problema sigue ahí. Por otro lado hay políticos que sienten simpatía por las causas que defienden los movimientos terroristas, o determinados movimientos terroristas. Los marxistas sienten muy poca empatía con las víctimas.

JMF: ¿El enemigo en casa entonces?

JE: La irresponsabilidad en cualquier trabajo o en la función pública o en la administración de las responsabilidades de gobierno es un enemigo terrible. Me estoy refiriendo algo que no es exactamente mala intención que es incompetencia, cortoplacismo o coger atajos creyendo que llevan algún sitio. Fuera de eso hay actitudes tremendamente irresponsables por adoptar posturas demagógicas como que parezca que aunque mantenemos fronteras y defensas en las fronteras decimos que podemos acoger a cualquier persona que quiera venir nuestro país. evidentemente el aforo es limitado y no podemos permitir que los huéspedes entren a la fuerza saltándose la ley, esto es responsabilidad de ciertos políticos, no de unos pocos. Por otro lado hay un ejemplo de estos días en la Unión Europea, en el Parlamento Europeo, ciertos grupos políticos españoles votaron contra el exigir a Cuba el respeto a los ciudadanos. Sí creo que los que actúan así son enemigos de nuestro país y de la comunidad económica.

JMF: Volviendo a Ignacio, alrededor de su muerte, ¿qué actuaciones destacarías como reconfortantes?

JE: Creo que a Ignacio se le prestó mucha atención por muchas personas, desde particulares hasta figuras del periodismo, de la política de todo orden tanto nacional como autonómica o local. Creo que esas atenciones fueron buenas porque hicieron pensar a muchas personas que vale la pena ser bueno y portarse bien. Me refiero a artículos de prensa, condecoraciones de todo tipo, dedicarle espacios destinados a actividades deportivas, particularmente Skate. Últimamente una fundación llamada Cruzados de Santa Maria le ha dedicado un musical titulado Skate Hero. También la Iglesia Católica le ha prestado atención en sus publicaciones y en particular el cardenal Osoro asistiendo a oficios religiosos e incluso asistiendo al estreno del musical. Todo esto creo que es bueno para la sociedad y de alguna manera supongo que me hace pensar que la muerte de Ignacio no fue en vano.

JMF: Escribiste una cara pública titulada «España en peligro«, ¿y eso?

JE: Sí, creo que fue al comienzo de la pandemia porque me parecía que se estaban rompiendo los principios de la Constitución secuestrando nuestras libertades. Parece que el Tribunal Constitucional en este momento va en la línea de decretar que el Estado de Alarma fue ilegal por la forma en que se decreta y las medidas que se tomaron en base a ese estado de Alarma.

JMF: ¿Cómo os gustaría que fuera recordado Ignacio?

JE: Me gustaría que Ignacio fuera recordado cómo fue, como un hombre bueno que se tomaba en serio la vida y sus obligaciones. Si un día es beatificado supongo que se habrá cumplido algo que él nunca se pudo imaginar pero que de haberlo sabido, sé que es imposible le hubiera hecho una ilusión enorme.

JMF: ¿Beatificado?

JE: En el verano, sin haber pasado un mes de su muerte, el Papa definió un camino para la beatificación que a mis ojos parecía diseñado con los requisitos de Ignacio. En unas jornadas universitarias de ese verano el obispo de Martínez Camino, que es el responsable de las beatificaciones en España, dijo que estaban pensando, en unas declaraciones a la prensa, en beatificar a Ignacio. Creo que es posible que se abra la causa, una vez pasados cinco años desde su muerte como es preceptivo.

JMF: Eso si reconforta… Mil gracias Joaquín y un abrazo para toda la familia.

JE: Muchas gracias por tu interés en Ignacio.


6 comentarios en “Joaquín Echeverría Alonso: ’La muerte de Ignacio no fue en vano’

  1. Dos grandes personas, padre e hijo. Educados, valientes, respetuosos.

    Tristemente el mundo va en el sentido contrario. En el País Vasco se recibe con honores a los asesinos de ETA que salen de la cárcel. Eso define una tierra. Y bastante mal. Se honra el asesino y se olvida a la víctima.

  2. Dios Bendiga a Ignacio por su valentía y a su padres por criarlo con valores humanos que sirvieron en su momento para salvar vidas.

  3. No se si se debe a los recortes de libertades, a la edad…, pero me estoy volviendo bastante emotivo. La verdad es que constituyen una familia con excelente genética y con una educación exquisita. Resulta muy reconfortante comprobar cómo el padre continúa con la la misma serenidad y la misma gratitud. Parece que el sacrificio de su hijo le ha sido útil incluso a su padre. Pues, si ha mejorado, le doy mi enhorabuena. Le envío un abrazo enorme.

  4. Pingback: Joaquín Echeverría Alonso: ’La muerte de Ignacio no fue en vano’, por J.Mª Francàs - Rebelión en la granja

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *