Ángela: ‘Es momento de que el Estado nos reconozca’


Conversación tranquila de @jmfrancas con Ángela, presidenta de la ‘Plataforma de personas afectadas por la abolición de la Prostitución’. (Afectadosabolicion.org) (@PPAAbolicion).

Tuitter:@jmfrancas Webhttp://sinpostureo.com bloghttp://www.noentiendonada.es,     YouTubehttps://www.youtube.com/channel/UCUGcEzxyMJwuOCBNnjwPDxg?view_as=subscriber Canal de Telegramhttps://t.me/joinchat/AAAAAE9v5rySdN0b09ak1Q

JMF: ¿Qué es la Plataforma de personas afectadas por la abolición de la Prostitución?

A: Somos un colectivo de personas vinculadas al trabajo sexual en todas sus vertientes. Buscamos defender nuestro derecho al trabajo elegido de forma libre y voluntaria, sin coacciones de ningún tipo.

JMF: ¿Qué quiere decir abolir la prostitución?

A: Abolir significa derogar y dejar sin vigencia legal, erradicar el trabajo sexual. Significa penalizar la demanda del trabajo sexual. Si bien es cierto no penaliza a la persona que ejerce la actividad si que menoscaba todo el circulo que rodea el ejercicio de su trabajo.

JMF: ¿Alguien decreta que ya no habrá prostitución y esta desaparece?

A: Al parecer eso es lo que piensan los políticos que están a favor de esta Ley. Creen que han descubierto la Criptonita. Si esto fuese así de simple la prostitución habría desaparecido hace mucho. Es el trabajo más antiguo del mundo y será el último. No va a desaparecer. Lo único que conseguirán es lanzar a la clandestinidad a todas las personas que se dedican a esta actividad. Empeorarán sus condiciones.

JMF: ¿Qué propone la ‘Plataforma’?

A: Henos sido un colectivo invisible desde siempre. Sabemos que somos incómodas para la sociedad. Sobre todo para esa sociedad que abandera el feminismo radical y lleno de una moral que lejos de ayudar hace mucho daño y divide a hombres y mujeres. La Plataforma de personas afectadas por la abolición de la Prostitución nace a raíz de la injusticia y la barbarie que quieren ocasionar a este colectivo por años discriminado y olvidado. Proponemos que los Políticos antes de legislar vengan a conocernos y nos escuchen. Proponemos que en lugar de prohibir y lanzarnos a la clandestinidad se nos reconozca con derechos y deberes. El estado está para proteger al pueblo y no se puede legislar sin antes escuchar nuestra verdadera realidad.

JMF: ¿Con quién ha hablado el gobierno para legislar vuestro estatus e ir hacia la abolición?

A: Con nadie. No nos ha tan siquiera preguntado.Cada día tengo que escuchar las barbaridades que dicen sin tan siquiera saber las condiciones de trabajo que tienen las personas que integran este colectivo. Se basan en cifran falsas y van haciendo creer que casi todas las trabajadoras sexuales están explotadas y que ejercen esta actividad en contra de su voluntad. Para ellos prostitución es igual a violencia y nada más lejos de la realidad. Este colectivo está formado por personas formadas con carreras universitarias, algunas haciendo Maestrías y Doctorados. Encontrarías historias realmente conmovedoras de gente con un valor humano increíble que ejerciendo este trabajo ha logrado sacar adelante familias enteras. He escrito varias veces a la Ministra de la Mujer, al parecer para ella, las mujeres de este colectivo no importan. No quieren escucharnos porque no conviene escuchar la verdad. Es más fácil disfrazar la realidad.

JMF: ¿No hay trata de blancas y de hecho esclavitud como se nos asegura? ¿No existe el proxeneta, el chulo, que obliga y abusa?

A: Existe trata y explotación como en todo trabajo y sector. En el mundo de la Prostitución las cifras de la trata no son las que el gobierno dice. El porcentaje es bastante mínimo. Se lo puedes preguntar a cualquier Policía. También te digo que hay trata y explotación no solo en el mundo de la prostitución sino en todos los sectores. No he visto que se hayan promulgado leyes para terminar y cargarse a todo el colectivo del sector hostelero o al de los taxistas por ejemplo, a causa de algún mal empresario. Explotación laboral y trata existe incluso en el tema de las trabajadoras de la limpieza de hogar. Nosotros desde la Plataforma de personas afectadas por la abolición de la prostitución estamos en contra de la trata y la explotación. Las cifras que da el gobierno son falsas. No son cifras reales. En los 10 años que me dedico a este digno trabajo solo encontré un caso de persona que había sido traída a España con engaños. Un caso en 10 años. Vuelvo a repetir, no se puede legislar sin conocer la verdadera realidad del trabajo sexual. No somos víctimas de nada. Somos un colectivo bastante fuerte y valiente.

JMF: ¿No sois víctimas de nada?

A: Algunas quizá fuimos víctimas del destino. De la vida que te pone de rodillas y que te lleva a conocer un mundo desconocido que no te habías imaginado. Cada uno de nosotros tenemos un motivo y una razón. Al decirte que no somos víctimas de nada me refiero a que intentan hacer creer que somos unas pobres palomillas que necesitamos de la protección y ayuda del gobierno cuando la realidad es que somos un colectivo bastante emprendedor, de personas valientes. Con un consentimiento tan válido como el de cualquier feminista y moralista radical.

JMF: ¿Abolir no y legalizar sí?

A: Todo lo que se prohíbe a la larga tiene el efecto contrario. Antes dije que durante muchos años este colectivo fue el más invisible, a raíz de esta ley muchas nos hemos pronunciado y hemos salido a la palestra. El prohibir nos llevará a la precariedad, al peligro y a la verdadera violencia. El ejemplo más cercano es Francia, país abolicionista con cifras espeluznantes y casos de muerte a trabajadoras sexuales. Es momento de que el Estado nos reconozcan como colectivo. Queremos y pedimos algo tan básico, nuestra lucha es para que se nos reconozca con derechos y deberes.

JMF: ¿Qué derechos y qué deberes?

A: Derecho a poder ejercer este trabajo que hemos elegido libremente con la protección jurídica y legal que eso implica y cumplir con los deberes, pagar nuestros impuestos como cualquier ciudadano de a pie. Estamos deseando que se nos reconozca como colectivo y que se deje de hablar desde la ignorancia y los prejuicios.

JMF: ¿Ves viable esto para vuestro colectivo?

A: Desde la Plataforma trabajamos cada día para intentar que esto deje de ser un sueño y se convierta en una realidad. Si los políticos quisieran, claro que sería viable. Es más, estoy convencida de que si esto fuese así, España pagaría en un abrir y cerrar de ojos todas sus deudas. Este colectivo mueve extraordinarias sumas de dinero y somos los que más movemos la economía de España. El gran problema aquí es que los intereses políticos son otros. No les importamos nada. La Señora Irene Montero habla cada día de feminismo y de igualdad pero es una gran mentira. Durante el tiempo de la Pandemia fuimos el colectivo más olvidado. Dime dónde estaba ella y su feminismo en ese entonces. Pedro Sánchez decía en los medios aquello de «No dejaremos a nadie atrás». Todo una gran mentira. Ahora vienen y nos dicen que está Ley es para protegernos y darnos una ayuda social, casa y trabajo «digno». Vuelve la mentira.

JMF: Gracias Ángela, seguimos en contacto para ver si por fin al menos os escuchan. Un beso.

A: Gracias a ti por esta entrevista. Un abrazo inmenso.


2 comentarios en “Ángela: ‘Es momento de que el Estado nos reconozca’

  1. Muy buen artículo.

    Estoy totalmente de acuerdo con Ángela.

    ¿Porqué ese empeño de no querer regular esa actividad, para que quien lo desee pueda ejercerla libremente con todos sus derechos, obligaciones y garantías.., como cualquier otra actividad profesional? .

    Es una profesión que jamás desaparecerá y que además no es, ni debería de ser motivo de vergüenza ni de rechazo social en un contexto de libertad, y en una sociedad la nuestra que por cierto lamentablemente hemos de reconocer que cada vez es mas hipócrita y egoísta.., que idolatra lo perfecto y desprecia todo lo que no lo es, y a quien no lo es… Y en una sociedad así sería hipócrita negar y reconocer que hay muchas personas que no hallan acceso al sexo de otro modo que en la prostitución: personas con físicos poco agraciados, con problemas de timidez o dificultad de sociabilizar, personas mayores solas, personas con discapacidades que se sienten excluidos, rechazados o con poca aceptación social, etc… Toda vez que el sexo es una necesidad vital reconocida así por expertos en salud y psicología. Por tanto, las profesionales del sexo (y también «los» porque el genero femenino también usa tales servicios), suponen para un grupo importante de la sociedad que se siente rechazada o poco agraciada; la única forma de hallar esa necesidad vital que la sociedad les niega.

    A la ministra y a los políticos poco amantes de la libertad que apoyan la abolición no les importan tampoco estas personas.

    Con la abolición no van a conseguir que desaparezca, sino que se invisibilice, que sea causa de aún mas rechazo y persecución y que las profesionales del sexo encuentren aún mas precarizadas sus condiciones de trabajo, de salud, de protección física y de amparo legislativo frente a las agresiones de quienes las traten mal en el el ejercicio de su actividad.

    Y los clientes que utilizan esos servicios por necesidad vital, del mismo modo se van a sentir mas rechazados, perseguidos y ahora desprotegidos frente a fraudes, estafas o agresiones.

    Esperemos que los abolicionistas sean pronto abolidos por un nuevo gobierno con sentido común y sensatez que nos haga a todos los ciudadanos la vida un poco mejor, en vez de la vida imposible.

  2. Pues, si eliminar ese campo laboral solo lo empuja a la clandestinidad, no va a desaparecer. Pero hay que revisar esas datas para ver si lo que dice ella es cierto, que los abusos son mucho menores a los que dice el gobierno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.